EL CASO KÄSEMANN


Con posterioridad al traslado del cuerpo de Elizsbeth Käsemann a Alemania y a la realización de la autopsia, la Fiscalía de Tübingen en 1977 inicia las actuaciones en la causa por su asesinato contra persona desconocida. Sin embargo, poco tiempo después, las autoridades alemanas suspendieron el proceso argumentando que la dictadura militar argentina rechazaba el pedido de cooperación jurídica para la tramitación penal del caso.

 

Sobre finales de los años 1990, Adolfo Perez Esquivel, Premio Nobel de la Paz junto a víctimas y familiares de desaparecidos germano-argentinos tomaron contacto con organizaciones alemanas de Derechos Humanos. Ya habían trascurrido 15 años desde la caída del gobierno militar. El objetivo fue el de realizar en el exterior el procesamiento penal de los autores y responsables de estos crímenes, debido a que las leyes de amnistía impedían su enjuiciamiento en Argentina. El trabajo conjunto entre la "Coalición contra la impunidad en Argentina", los abogados Tino Thun, Roland Beckert, Wolfgang Kaleck y la familia Käsemann tuvo buenos resultados, de tal modo que en el año 2003 el fiscal alemán Walter Granpair solicitó la captura internacional contra altos mandos militares argentinos y contra el presidente de la primera Junta Militar de Gobierno, Jorge Rafael Videla, pidiendo sus extradiciones a Alemania. El procedimiento fue apoyado y acompañado por quien fuera entonces Ministra de Justicia en Alemania, Herta Däubler-Gmälin.

 

Argentina rechazó el pedido de extradición de los imputados a Alemania, en razón de la anulación de las leyes de amnistía, iniciada en el Congreso en 2003 y sancionada por fallo de la Corte Suprema de Justicia en 2005. La Justicia argentina solicitó entonces la tramitación de los juicios en el propio país. El Juez de Instrucción Dr. Daniel Rafecas tuvo a su cargo el inicio de la causa Käsemann. En el año 2010 comienza el juicio oral y público por la causa "Primer Cuerpo del Ejército" que incluía la causa El Vesubio, uno de los centros clandestinos de detención que funcionó bajo la órbita correspondiente al Primer Cuerpo de Ejército. En su trascurso se abrió el caso Käsemann en el cual la República Federal de Alemania se presentó como querellante contra los responsables del régimen militar argentino.
En el año 2011 los jueces integrantes del Tribunal Oral y Federal Nº 4 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires Leopoldo Oscar Bruglia, Jorge Luciano Gorini y Pablo Bertuzzi, condenaron a los acusados a reclusión prolongada y en algunos casos, a cadena perpetua. Los familiares de Elisabeth Käsemann adhirieron como querrellantes en la causa contra Jorge R. Videla acusado, entre otros casos, por el crimen de Elisabeth Käsemann. Videla no pudo ser condenado en este juicio ya que falleció el 17 de mayo de 2014, antes de que llegara a emitirse el fallo correspondiente.

 

Pablo Daniel BertuzziPablo Daniel Bertuzzi
En relación a los juicios llevados a cabo con motivo de hechos perpetrados durante la última dictadura militar, Pablo Daniel Bertuzzi participó como juez en los Tribunales que llevaron a cabo entre otros, los juicios en la causa denominada "Vesubio 1" en la que se juzgaron los hechos acontecidos en ese Centro Clandestino de Detención y la causa en la que se juzgaron los hechos acontecidos en el Hospital Nacional Antonio Posadas, en el que fue condenado, entre otros, el último presidente de facto de la dictadura militar argentina, Reynaldo Antonio Benito Bignone. Actualmente integra como juez sustituto el Tribunal Oral en lo Criminal Federal N° 5 en el que se lleva a cabo desde hace dos años el denominado juicio "Causa ESMA unificada".

 

Dr. Daniel RafecasDr. Daniel Rafecas
Como titular del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal N° 3 de la Capital Federal, desde el 14/10/04 Daniel Rafecas lleva adelante la instrucción de la megacausa conocida como "Primer Cuerpo de Ejército" en la que se investigan crímenes de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura (1976-1983), causa en la que se sometió a proceso a más de 170 imputados, miembros de las fuerzas armadas y de seguridad que actuaron en distintos centros clandestinos de detención, muchos de ellos ya condenados por distintos tribunales orales, habiéndose reconocido judicialmente más de mil setecientas víctimas (más información en www.cij.gov.ar, micrositio dedicado a "Causa Primer Cuerpo de Ejército").

 

 

Hier können Sie online spenden